miércoles, 6 de noviembre de 2013

En huelga, encerrados... y haciendo un periódico


El Correo contará mañana su historia en una edición especial. Desde su encierro indefinido en la redacción, la plantilla del decano de la prensa sevillana prepara un número especial explicando la difícil situación por la que atraviesa y el importante papel que este periódico ha jugado y debe seguir jugando

Tras dos días de ausencia en los kioscos de Sevilla, los trabajadores de El Correo de Andalucía han aprobado en asamblea volver mañana con una edición especial en la que contaremos por qué estamos en huelga y recopilaremos distintas voces de la sociedad reivindicando el papel que ha jugado este periódico durante 115 años de historia y la importancia de que siga existiendo.

Los trabajadores de El Correo hemos iniciado este mediodía un encierro en la redacción del periódico, situada en la Avenida Américo Vespuccio número 39 de la Cartuja, durante el cual estamos preparando el número especial que mañana llegará a los kioscos con toda la información sobre la situación crítica en la que el grupo Alfonso Gallardo ha dejado al decano de la prensa sevillana y los motivos que nos han llevado a convocar cinco días de huelga y un encierro indefinido.

Invitamos a nuestros lectores, compañeros, instituciones, organizaciones y a toda la sociedad sevillana a pasarse por nuestra redacción, que hoy más que nunca es su casa, para acompañarnos en nuestra lucha por mantener viva una cabecera histórica y necesaria para Sevilla. Y no falten a su cita mañana en los kioscos para conseguir un número que vale por 115 años de historia.



La plantilla al completo, encerrada en la redacción.

3 comentarios:

  1. Mucho ánimo y seguid en la lucha que es justa y ejemplarizante para el gremio y para toda la sociedad sevillana.

    ResponderEliminar
  2. Animo chicos! Estamos con vosotros desde cantidad de latitudes. A luchar por los sueños justos!

    ResponderEliminar
  3. Javier Vázquez-Prada Grande
    Os envio mi apoyo y solidaridad, defendeis un derecho esencial en cualquier democracia como es el derecho a la información, y también a la profesión periodística. Muchos ánimos y mucha suerte

    ResponderEliminar